De repente

6 03 2009

 

Man Ray: Sombras sobre el cuerpo de Lee Miller

Man Ray: Sombras sobre el cuerpo de Lee Miller

Las ropas ya no están. Las pieles se tocan. Las salivas se mezclan. El aroma de los sexos sustituye al olor de los afeites. Esos ojos color caramelo te miran con toda la egoísta lascivia de sus veinticinco años.

De repente, deseas no estar aquí, aunque desees seguir estando; tener ya setenta años o no haber cumplido los dieciocho; hacer desenfrenadamente el amor o que deje de desearte; que este sea el amor de tu vida o que no te importe lo suficiente para recordar su nombre cinco minutos después del orgasmo; establecer un vínculo íntimo o ser una cifra del solipsismo.

De repente, es el suelo desapareciendo bajo tus pies o el suelo más firme que nunca; es el frío más gélido y la canícula más asfixiante; la caricia más áspera y la bofetada más dulce; es la contradicción irresoluble de la más feroz armonía.

De repente, es el ruido ensordecedor y el silencio, aliándose para hallar ese no-eres-tú que es más tú que nadie, como si jamás de nuevo, como si nunca antes.

 

De repente es levantarte, encender las luces, encender un cigarrillo, enfrentarte a la mirada de sorpresa, de incredulidad, de sospecha de estar siendo objeto de una broma por tu parte, que se torna enojo cuando empiezas a vestirte.

 

No respondes a sus preguntas. No das explicación alguna. Ni siquiera buscas una excusa reconfortante, porque, en realidad, no te importa lo más mínimo el malestar que puedas causar. Dedicas una última mirada a ese cuerpo joven y disciplinado antes de salir al invierno y la noche, diciéndote que no hay mayor abominación que un espejo situado frente a otro espejo. De repente, la muerte vuelve a estar ahí, pisándote los talones. Pero ahora su amenaza ya no es dolorosa.

 

 

 

Anuncios

Acciones

Information

11 responses

7 03 2009
Ella

La mayoría de las veces, los espejos nos dejan reflejos, de lo que negamos ver.

7 03 2009
elena

Qué polvo más triste, amigo. Compadezco al autor del mismo.

7 03 2009
Maite

De repente dos extraños…De repente la muerte “esa certeza” se nos vuelve amiga, porque junto con la soledad son las únicas compañías que no nos abandonan. Lo demás es maquillaje…encontrarnos ante nosotros mismos, el espejo más abominable.
De repente este texto me ha tocado la fibra, Señor Ravelo ya es literatura…

Por cierto, ¡que bonita le quedó la casa!

Dos besos

7 03 2009
cronopio

No respondes a sus preguntas. No das explicación alguna.

Me gustan éstas frases…

7 03 2009
Dulce

A mi me da pena y miedo.

7 03 2009
Alexis Ravelo

Elena: autor o autora.
Gracias, Maite. Todavía quedan algunos arreglillos.

9 05 2009
Thalía

Sin duda, mi preferido.

9 05 2009
Alexis Ravelo

Gracias, Thalía.

17 06 2009
VALK

Antes de leer “De repente”, para irme a la cami, te dejo un par de enlaces, son mis poetas callejeros, a los que adoro, especialmente a Chinato. Bueno, voy a leer, hasta ahorita si te dejo comentario, y si no, hasta más ver. Arrumacos suavecitos.

17 06 2009
VALK

¡¡¡¡Chacho, chacho, chacho!!!!, el baifo, y tal…….aquí están las páginas, espero que te gusten


18 06 2009
VALK

……….”es la contradicción de la más feroz armonía”………”como si jamás denuevo, como si nunca antes”…………..¡cuánto me dicen éstas frases!. ¡Hermosas frases, por cierto!…….

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: