Catequesis

13 07 2011

-Jesucristo es el Señor encarnado.

Y así fue como el niño comenzó a pensar que Jesús era rojo.





El verano en el Laboratorio

12 07 2011

 

Foto: Chiqui García

Finalizan en estos días los talleres estables del Laboratorio Creativo Anroart. Han sido nueve meses de lectura, reflexión, escritura, trabajo duro e implicación personal por parte de los participantes. Pero también de camaradería, risas, buen humor y compañerismo. Como muestra de la labor desarrollada por los talleristas de ambos niveles (básico y avanzado), dentro de muy poco te mostraré alguna sorpresa en el blog del Laboratorio.

Pero, mientras tanto, convocamos algunas actividades veraniegas. La primera: un Taller de Introducción al Cuento Literario, de cuatro semanas de duración. Para conocer todos los datos necesarios, pincha aquí.

Cuatro semanas; un grupo reducido de personas reflexionando sobre el hecho literario y creando, ellas mismas, sus propios textos.

El plazo de inscripción se abre mañana y finaliza el día 23 de julio, y las solicitudes serán atendidas por estricto orden de llegada. Pero ten en cuenta que el número de plazas es muy limitado.

 





Constancia del odio

11 07 2011

Esos dos hombres se odian. Precisa, constante, indudablemente, pasan cada minuto de cada hora de cada día alimentándose los desprecios, los rencores, los escupitajos en el nombre. No solo se odian en la oficina en la que se ven obligados a compartir con repugnancia el aire, sino también durante el resto del día, mientras se dedican a su descanso, a su ocio, a sus obligaciones familiares, a sus respectivas aficiones. La única pero regular tregua en ese aborrecimiento preciso e inalterable que constituye su existencia es un momento perdido en la madrugada, un segundo devorado por las profundidades del sueño, un insecto nocturno aplastado por la árida lucidez de la vigilia; ese instante en que ambos -cada uno en su propio lecho y su propio ensueño, pero siempre cada noche, siempre con similar pasión, siempre en el mismo segundo- se funden en la unión exacta y minuciosa de un beso.





Delicias del canibalismo

10 07 2011

Ando entusiasmado con un niño zombi protagonista de Zombi Kindergarten, de Pedro Escudero Zumel, un libro de microrrelatos que cuenta sus andanzas por un mundo tan post-apocalíptico como literario.

Como son breves, ahí van dos ejemplos. Primero:

 

Omnívoro

-¡Pero si yo soy de madera! –chilló Pinocho.

El niño zombi continuó mascando.

Con la comida no se discute.

Y el segundo:

El niño zombi tiene un gran paladar. Exquisito.

Distingue entre trece clases de carne podrida.

Por eso no prueba la carne de banquero.

Son cincuenta textos (49 microrrelatos como estos y un cuento de unas cinco páginas) protagonizadas por este niño que siempre tiene hambre y ganas de jugar y que no deja títere con cabeza (en sentido literal). A través de ellos, el autor establece un diálogo tanto con los cuentos tradicionales y los libros sagrados como con los referentes de la cultura Pop, así va desacralizándolo todo: desde el Nuevo Testamento hasta las películas de George A. Romero, desde Lewis Carroll a la tradición vudú. Por el camino, vamos averiguando que el niño zombi tuvo un romance con la chica de la curva (pero no fue bien, porque ella hablaba demasiado y él solo buscaba carne), que suele ir al parque infantil a la hora de la merienda, porque le gusta jugar con la comida y que, como todo niño, él también teme a un monstruo que hay en el fondo de su armario, solo que el del niño zombi es un oso amoroso.

Son cuentos con un humor negrísimo, que oscila entre lo naïf y lo macabro, no exento de ternura y de cierto pesimismo ante las cosas del mundo, porque a este niño zombi, lo que más le molesta del canibalismo es la competencia, ya que “nunca podrá igualar al ser humano”.

Escudero Zumel es de Valladolid, nació en 1976, es informático de profesión y ha publicado, sobre todo, cuentos en foros de aficionados al Scifi y en volúmenes colectivos. Desde hace unos años, ha comenzado a editar algunas colecciones de sus cuentos y microrrelatos. Hay una, por ejemplo que tiene muy buena pinta y se titula Esa bella melodía (Cuentitos de horror y misterio). Estamos, pues, ante un joven y prometedor autor que, hasta ahora, publica en editoriales pequeñas pero muy interesantes.

Y aquí, tengo que explicar cómo me cayó en las manos este libro, porque no hablamos de una de esas grandes editoriales que hacen tiradas enormes. Para entendernos: no encontrarás este libro en los hipermercados, sino en librerías de las de verdad. Yo, sin ir más lejos, descubrí Zombie Kindergarten en Mistério, esa agradable gruta lagunera donde hay un océano de libros policíacos, de misterio y de horror. La editorial, 23 escalones, no me sonaba de nada y pensé que era una editorial peninsular. Pues no: es una pequeña pero muy cuidadosa editorial de Tenerife que distribuye sus libros por Internet y en algunas librerías especializadas. Así que la sorpresa ha sido doble: encontrarme con este libro estupendo y con una nueva editorial de las nuestras. Si quieres saber más, tienen página web: www.23escalones.com.

Y, ya que estamos hablando dando direcciones, para saber más acerca de Pedro Escudero Zumel, puedes visitar su blog: http://mascuentoquecalleja.blogspot.com.

Pero antes o después de visitar esos sitios, no te pierdas este libro. Te aseguro que pasarás una tarde deliciosa: Zombi Kindergarten, de Pedro Escudero Zumel, editada por 23 escalones: 74 páginas para disfrutar (solo o en compañía) con la sonrisa puesta y los ojos como platos.





Despedida del primer ciclo Música y Relatos

9 07 2011

 

Foto: Ángel G. Díaz Falcón

El pasado jueves tuvo lugar el octavo y último acto del ciclo Música y Relatos. Durante ocho semanas, conseguimos que la literatura y la música fueran un juego, un juego que hemos jugado todos: escritores, actores, músicos y, sobre todo, el público asistente, receptor último pero también origen inicial de estas actividades. En esas ocho semanas recordamos las novelas y canciones de Boris Vian, repasamos  las obras de Bertolt Brecht y Kurt Weill, hablamos de novela negra y jazz, recordamos a poetas canarios de todos los tiempos y jugamos con los textos breves de Julio Cortázar y Augusto Monterroso mientras escuchábamos a Satie y a Piazzolla; también reunimos  a más de una veintena de creadores de ficciones mínimas en una sesión improvisada y viajamos por la música y la literatura mexicanas. En total, ocho actos llenos de humor, amor, emociones y reflexión. En total, un centenar de personas (entre músicos, locutores, actores, escritores y técnicos, además del personal de San Martín Centro de Cultura Contemporánea) y la presencia, la lealtad constante, la simpatía y el afecto infaltables del público, siempre ahí, cómplice y amable, haciéndolo posible.

Así que en nombre de Miguel Ramírez y en el mío propio, quiero dar las gracias a todos aquellos que con su trabajo y su colaboración han conseguido que este primer ciclo llegara a buen puerto.

 

Foto: Quique Curbelo

Ojalá la vida nos vuelva a unir en otros patios (o en el mismo), en torno a otros libros (o los mismos) pero siempre con la misma curiosidad compartida ante las cosas intangibles del mundo.





Rancheras y textos de Rulfo en Música y Relatos

5 07 2011

Este jueves, 7 de julio finaliza el ciclo Música y Relatos. La cita será a partir de las 19:45 y el acto llevará por título Desde los riscos al llano.

Como sabes, durante ocho semanas hemos estado ofreciendo cada jueves conciertos leídos que fusionaran música y literatura en un formato original. El final de este primer ciclo no podía ser menos singular, así que hemos invitado al escritor Víctor Ramírez (que a su faceta estrictamente literaria suma la de compositor y cantante de rancheras) que nos ofrezca algunos temas de su repertorio, para combinar su música con algunos textos emblemáticos de Juan Rulfo.

Por tanto, sí, nos despedimos (por ahora) con el autor de Nos dejaron el muerto y con el autor de Pedro Páramo, esto es, con uno de nuestros mejores narradores insulares y con quien podría ser el mejor de los escritores mexicanos de todos los tiempos. Rancheras y narrativa de calidad como colofón a este ciclo de actividades músico-literarias. ¿Te lo vas a perder?

 





Una sesión histórica

1 07 2011

Vale, ya sé que tengo mis momentos chovinistas. Pero en este caso no exagero: la Jam con Jam de ayer, en el ciclo Música y Relatos fue histórica, porque, sencillamente, el día en que se escriba una Historia de las jam sessions de jazz y microrrelatos, el autor tendrá que decir: “La primera sesión de estas características (al menos en Las Palmas de Gran Canaria) se celebró en San Martín Centro de Cultura Contemporánea, el 30 de junio de 2011”.

Era, como sabes, el séptimo (y penúltimo) acto programado dentro de este ciclo de conciertos leídos, y se trataba de una convocatoria abierta. Durante una hora, el jazz y las ficciones mínimas se alternaron, en orden improvisado, para ofrecer una sesión conjunta en la que participaron personas de todas las edades, tendencias, procedencias y grados de experiencia, desde autores ya conocidos hasta microrrelatistas que exponían por primera vez sus textos.

La lista de músicos y autores (para que no se nos quede nadie atrás) es la siguiente: Daniel Morales, Jesús Vega, Javier Infante, Miguel Ramírez, el Colorado, Arminda González, Raquel Romero Luján, Antonio Vega, Melu Vallejo, Sara Godoy, Ricardo Pérez García, Eduardo González Ascanio, Maite Figueira, Juan Carlos de Sancho, Cesáreo Pérez Navarro, Pilar Méndez, Rubén Benítez, Juan Francisco González Días, Ana María Martín, Carlos Álvarez, Pepe Olivares, Daniel Delisau Suárez, Javier Hernández Fernández, Jorge Rodríguez, Fran Smith y quien esto firma. Siete temas, unos sesenta microrrelatos y una hora y cuarto de música, literatura y buen humor.

Me toca, por supuesto, dar las gracias a todos los que participaron con sus palabras y sus interpretaciones. También, y muy especialmente, a Ángel G. Díaz Falcón, quien, desinteresadamente, realizó un estupendo reportaje fotográfico del evento, al cual pertenecen las fotos que puedes ver aquí.

Nos vemos el próximo jueves, en San Martín, para la última sesión de Música y Relatos, que es un plato fuerte y, en mi opinión, muy original: Desde los riscos al páramo. Será un recorrido por la obra breve de Juan Rulfo, con música mexicana compuesta e interpretada nada más y nada menos que por Víctor Ramírez, quien, como sabes, no solo es uno de nuestros narradores más fértiles, sino que también cultiva este tipo de música. Rulfo, rancheras, Víctor Ramírez, los riscos y un concierto leído para despedir (por ahora) este ciclo que ha resultado ser algo muy especial.








A %d blogueros les gusta esto: